25 enero, 2021

Encuestadores no creen que Alberto pierda imagen por la despedida de Maradona pero afecta su autoridad para la pandemia

Creen que por el efecto de la grieta, no ganará ni perderá puntos tras el caótico velorio a Diego. Por Javier Laquidara

Mientras ya se mandó a medir el impacto en la imagen presidencial de la histórica despedida de Diego Maradona en Casa Rosada, los encuestadores creen que el efecto «grieta» no producirá grandes cambios en la evaluación que hace la sociedad sobre Alberto Fernández.

Sin embargo, advierten que su autoridad respecto al manejo de la pandemia, que venía siendo cuestionada en los últimos meses y se logró estabilizar en las últimas semanas, quedó muy golpeada luego de las imágenes que recorrieron el planeta en la que se vieron cientos de miles de personas amontonadas para despedir al mejor jugador de la historia.

En diálogo con LPO, el encuestador Hugo Haime señaló que los acontecimientos del jueves no hicieron más que «exacerbar la grieta». «Como la imagen de Alberto Fernández ya está cortada por la grieta, lo de ayer no va a incidir», indicó Haime, aunque reconoció que «le va a complicar en los sectores medios opositores y no en los blandos».

Haime advirtió que la discusión que se dará en la sociedad respecto de la despedida del Diego «es sobre los cuidados del coronavirus, eso es lo más grave». «Los números de Alberto van estar jugados a marzo por el escenario económico y de la vacuna», aseguró Haime.

 ‘No pueden organizar un bar mitzvah’, dijo Marcos Novaro  

En consonancia se mostró Celia Kleiman, de PollData, que indicó a LPO que «al hacer el velorio en Casa de Gobierno se volvió a reflotar el tema de la grieta».

«Si bien Maradona es de todos, se percibe una correlación entre Maradona y el Frente de Todos», dijo Kleiman, por lo que los sucesos del jueves no deberían afectar en el segmento «duro» del oficialismo.

Kleiman señaló que «hace tiempo viene tallando para abajo en el segmento blando que lo votó por conciliador» y que «pasado lo de la pandemia, con el agotamiento por el encierro, y la situación de la economía, la imagen de Alberto empieza a declinar» en ese sector.

Para la titular de PollData el evento del jueves «no hace más que seguir en esa dirección», ya que el suceso «quedó politizado y agrietado, más aún con la disputa entre Ciudad y Nación». «La imagen de Alberto se va a modificar cuando muestre una postura no agrietada», aseguró Kleiman.

El sociólogo Marcos Novaro indicó a LPO que «cualquier gobierno hubiera hecho un velorio, quizás no en Casa Rosada pero con algún involucramiento político», pero advirtió que Alberto «no se cuidó». «Para que saliera bien, además de tomar mil recaudos, tenía que saber politizarlo», indicó y sugirió que el Gobierno no supo adelantarse a «un ambiente muy caldeado, en el que además de fanáticos de fútbol» -con los antecedentes que tienen en Argentina- había público «muy enojado por la situación» de la pandemia y la economía.

«No pueden organizar un bar mitzvah», dijo Novaro y aseguró que el Gobierno demostró que «no tienen calle, no entienden con qué están trabajando».

«Se imaginaron un episodio como el de 2010 -cuando murió Néstor Kirchner- pero el público es otro y el contexto es otro», indicó Novaro. El sociólogo aclaró que Alberto «tiene una gran ventaja, que es que nadie quiere que le vaya peor, aún quienes lo detestan, que esperan que pegue una».

Si bien aclaró que no cree que Alberto «tenga un problema con los desafíos a su autoridad», Novaro dijo que el presidente «genera desconfianza, su palabra no vale nada». (LPO)