27 enero, 2022

Messi recibe su séptimo Balón de Oro en París

El crack rosarino obtuvo su séptimo Balón de Oro al ser elegido como el mejor futbolista de la temporada 2021 en un evento realizado por la revista France Football, y expresó su deseo de compartirlo con sus compañeros de la Selección Argentina.

El crack rosarino Lionel Messi extendió su reinado en el fútbol con la obtención de su séptimo Balón de Oro en Francia, en el año de su primer título con el seleccionado argentino a través de la Copa América de Brasil.

Messi, en la puja con el polaco Robert Lewandowski, quien finalizó segundo en la lista de 30 confeccionada por France Football, se proclamó el mejor jugador del mundo una vez más en el Teatro del Châtelet de París y recibió el premio en manos de su amigo, el uruguayo Luis Suárez.

El capitán del seleccionado argentino es el máximo ganador del Balón de Oro con siete trofeos: 2009, 2010, 2011, 2012, 2015, 2019 y 2021. Supera por dos al portugués Cristiano Ronaldo (2008, 2013, 2014, 2016 y 2017), quien finalizó quinto.

«Es increíble volver a estar acá. Hace dos años dije que eran los últimos, que no sabía qué iba a pasar, después me preguntaron cuándo me iba a retirar y me toca estar en París, muy feliz, muy ilusionado para seguir peleando por nuevos retos. No sé cuánto me queda, pero espero que sea mucho porque amo hacer esto», dijo Messi con premio en mano.

Messi agradeció a sus excompañeros en Barcelona y sus actuales en París Saint Germain, pero en especial a los del seleccionado argentino.

«Conseguí lo que tanto deseaba, después de varios tropezones, y gran parte de este premio es por lo que hicimos en la Copa América. Es una noche especial porque están mi mujer, mis hijos, mis hermanos, mi papá, mi mamá, sobrinos y cuñados», indicó Messi.

El crack rosarino también se dio el tiempo para elogiar a Lewandowski, quien se quedó con el premio de Mejor Jugador: «Es un honor haber competido con vos. Te mereces el Balón de Oro. France Football debería darte uno. Ojalá te lo otorgue porque fuiste ganador en 2020, que no se pudo hacer por la pandemia».

Messi resaltó que su séptimo Balón de Oro lo obtuvo en gran parte por la conquista de la Copa América en Brasil: «Lo deseaba desde que jugaba con la selección, con mi país, con mi gente. Quiero disfrutarlo con ellos, y los dedico a ellos en especial».

El flamante ganador del Balón de Oro fue invitado por los conductores, el exfutbolista Didier Drogba y la periodista Sandy Heribert, a observar un video que recorrió las calles de Rosario, Newell’s Old Boys, tuvo la palabra de sus hijos y declaraciones de Suárez y Sergio «Kun» Agüero.

El 2021 de «Lío» Messi comenzó en Barcelona e incluyó la obtención de la Copa del Rey, el 17 de abril, a pesar de los problemas futbolísticos e institucionales. La goleada 4-0 ante Athletic Bilbao significó el último trofeo del crack rosarino en el club donde hizo historia.

El rosarino obtuvo el premio «Pichichi» en LaLiga como máximo goleador al cabo de 30 anotaciones. De esta manera, logró su octavo galardón, los últimos cinco de manera consecutiva.

En el receso europeo, Messi se abocó al seleccionado argentino mediante la doble fecha de Eliminatoria sudamericana y el 14 de junio dio inicio a la Copa América de Brasil, el certamen que mudó la sede ante la negativa de Colombia primero y la Argentina después de organizarlo a raíz de la pandemia de Covid-19.

Messi se dio el gusto en el Maracaná de Río de Janeiro. El triunfo 1-0 ante Brasil, con gol de Ángel Di María, terminó con la sequía de la Argentina (no la ganaba desde 1993) y significó el primer gran título de Messi con el seleccionado de su país.

Su actuación durante el certamen fue memorable, con destellos de su calidad y en un rol de líder indiscutido. Adentro y fuera de la cancha, auxiliado por un equipo que superó las expectativas.

Messi fue elegido el mejor jugador, compartió el mérito de máximo artillero junto con el colombiano Luis Díaz con cuatro goles y se quedó con el primer lugar de la tabla de asistencias (5).

Tras la gran conquista con la Argentina, Messi intentó renovar contrato con Barcelona, a esa altura con Joan Laporta como presidente, pero no hubo acuerdo. De buenas a primeras, y entre lágrimas, dejó la ciudad catalana y se incorporó a París Saint Germain de Francia.

Lewandowski se quedó con el premio de Mejor Goleador; la española Alexia Putellas con el Balón de Oro a Mejor Jugadora; el italiano Gianluigi Donnarumma fue elegido el Mejor Arquero; Chelsea obtuvo la mención como Equipo del Año; y el español Pedri se quedó con el premio Kopa, el mejor futbolista menor de 21 años.

«Me preguntaban cuándo me iba a retirar, hoy me toca estar feliz en París y feliz de estar acá. Tengo muchas ganas de seguir peleando por nuevos retos, no sé cuánto me queda pero ojalá que sea mucho porque amo el fútbol», expresó Messi.

Y agregó: «Quiero agradecerles a todos mis compañeros del Barcelona y del París. Y especialmente a mis compañeros de la Selección argentina y al cuerpo técnico».

En ese sentido, continuó: «Siempre que me daban este premio sentía una espina por no conseguir algo con mi país y hoy puedo disfrutarlo. Este premio es por lo que hicimos en la Copa América y quiero compartirlo con todos mis compañeros de la Selección».

La «Pulga» ya había sido galardonado con el Balón de Oro en seis oportunidades -2009, 2010, 2011, 2012, 2015 y 2019- y es el jugador que más veces lo ganó en la historia, aunque hasta el momento siempre había sucedido con el rosarino representando al Barcelona de España.

Ahora, el futbolista del Paris Saint Germainera el candidato número uno de una larga lista en la que Robert Lewandowski culminó segundo, Jorginho tercero, Karim Benzema cuarto y Ngolo Kanté quinto, al tiempo que su compatriota y compañero de la Selección, Lautaro Martínez, terminó en el puesto 21.

«Quiero decirle a Robert que es un honor pelear con él. Te merecés tu Balón de Oro, el año pasado todo el mundo estaba de acuerdo en que fuiste el ganador y France Football debería darte tu Balón de Oro. Ojalá pueda otorgártelo y lo tengas en tu casa porque fuiste un justo ganador. No se pudo hacer por la pandemia, pero tenés que tenerlo en tu casa vos también», le dijo Messi a Lewandowski desde el escenario.

El uruguayo Luis Suárez, ex compañero y amigo del capitán del seleccionado albiceleste, fue el encargado de entregarle el Balón de Oro y luego la Pulga apretó el botón rojo en el Teatro del Châtelet para encender un cartel junto a la iluminada Torre Eíffel en la ciudad parisina.

En 2021, Messi fue campeón, mejor jugador y goleador de la Copa América 2021 con la Selección argentina -su primer título en la mayor-, Pichichi de LaLiga de España por octava vez con 30 goles en el Barcelona -donde además ganó la Copa del Rey- y en la actualidad se desempeña en la Ligue 1 con el PSG.

El premio es seleccionado mediante una votación en la que participan 180 periodistas especializados, uno por país, que otorgan un ranking de cinco nominados.

El primero de la lista recibe seis puntos, el segundo cuatro, el tercero tres, el cuarto dos y el quinto uno, por lo que el jugador que cosecha más unidades es quien se queda con el trofeo.

«Este Balón de Oro es diferente por lo que conseguí con la selección»

Messi catalogó como «diferente» su séptimo Balón de Oro porque esta vez pudo ganar un título con el seleccionado argentino cuando se consagró en la Copa América de Brasil.

«Este Balón de Oro es diferente por lo que conseguí con la selección. En los anteriores me quedaba la espinita que con la selección no lograba títulos», manifestó Messi para TNT Sports.

«Es un grupo que se viene haciendo desde antes, no solo desde la pandemia. Desde que está Scaloni con su cuerpo técnico. Desde 2019 fuimos creciendo y nos hicimos fuertes adentro y afuera de la cancha. Estamos en un buen momento», señaló el mejor jugador del mundo desde París.

Messi celebró que la Argentina haya logrado el pasaje a Qatar 2022 con anterioridad, a cuatro fechas de la finalización de las Eliminatorias Sudamericanas: «Sé lo difícil que son las Eliminatorias y pudimos hacer una diferencia que mantuvimos. El equipo se siente seguro. El haber sido campeón (de la Copa América) hizo que el equipo se suelte más y crezca a nivel de juego».

«No es fácil lo que hicimos. Se ve cómo está el resto, muy apretados. Por suerte ya pudimos clasificar y trabajamos para lo que viene. Estamos felices por este momento, con ganas de seguir creciendo, no será fácil lo que viene, pero estamos por un buen camino», agregó.